Piel y dieta

Conseguir mantener la piel sana depende de muchos factores, además de las posibles alteraciones que se puedan producir, como la psoriasis, dermatitis o similares, la falta de protección solar o el consumo de tabaco, hay que tener en cuenta que una mala alimentación acaba influyendo también en la salud de la piel.

El agua es fundamental para la hidratación, así como las vitaminas (A, B, C y E) que no deben faltar en nuestra alimentación, igualmente es importante el consumo de minerales como el hierro, selenio o el cinc.

Así pues, una alimentación que facilite el correcto aporte de vitaminas contribuye en definitiva a mantenerla saludable. Pescado, carne, huevos, legumbres, lácteos, cereales y frutos secos, conforman la receta básica.

Hay que disminuir el consumo de alimentos ricos en triglicéridos y colesterol, tomando carnes bajas en grasa como las de aves, es importante evitar carnes rojas, embutidos, condimentos fuertes, quesos fermentados, alcohol y dulces (sobre todo el chocolate).

Pin It

Etiquetas:

Sin comentarios todavía.

Deje un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.