Signos del envejecimiento facial en las diferentes décadas de la vida

El paso de los años nos pasa factura en todo el cuerpo, pero quizás se note más en la cara porque es nuestra carta de presentación. Al factor genético (no todo el mundo envejece a igual ritmo) hay que añadirle unos factores externos como son la exposición al sol u otras fuentes de radiación, la polución ambiental, la situación hormonal, la nutrición, el consumo de alcohol y tabaco, el estrés, etc.

A continuación pasamos a describir los signos de envejecimiento facial a cada década y algunas formas de tratar cada uno.

A los 30…

Comienzan a aparecer las primeras arrugas y pueden verse poros abiertos, además de cicatrices de acné. A esta edad los tratamientos más adecuados son los peelings químicos superficiales y la microdermoabrasión, que mejoran las cicatrices de acné. Además, en aquellas personas que gesticulan mucho se puede realizar alguna sesión de toxina botulínica, que atenúa de forma considerable la formación de arrugas de expresión.

A los 40…

El fotoenvejecimiento cutáneo es ya de carácter moderado y pueden aparecer manchas oscuras llamadas léntigos. Las queratosis son palpables pero todavía no son visibles, pero comienzan a marcarse líneas paralelas a la sonrisa y arrugas en movimiento.

Los tratamientos para esta edad son el peeling químico superficial de forma programada, el relleno de las arrugas, el empleo de la toxina botulínica con una periodicidad de entre 6 y 8 meses, las cremas antiedad y la prevención a base de preparados de soja y antioxidantes orales. También se utiliza, de forma cada vez más frecuente, la mesoterapia con plasma rico en plaquetas.

A los 50…

El fotoenvejecimiento es avanzado y disminuye el espesor y la celularidad de la dermis y la epidermis. Surgen diferencias de pigmentación, arañas vasculares y la queratosis ya es visible, al igual que las arrugas sin movimiento.

Un peeling profundo y la acción del láser resurfacing mejorarán el aspecto de la piel. Por otro lado, con la radiofrecuencia se conseguirá mejorar la flaccidez. Respecto a la atenuación de las arrugas, se utilizan los rellenos. El tercio superior de la cara se trata combinando toxina botulínica y algún relleno de ácido hialurónico. Finalmente, para reconstruir el óvalo facial se emplea la mesoterapia facial y la radiofrecuencia.  Como tratamiento restitutivo y para mejorar de forma importante el aspecto de la piel, se utilizan las infiltraciones de plasma rico en plaquetas.

A los 60…Los síntomas del paso del tiempo son mucho más marcados: fotoenvejecimiento severo, aparición de arrugas en toda la cara, piel seca, atrofia cutánea, flaccidez, hirsutismo, arañas vasculares, etc.

Para esta etapa se recomienda la mesoterapia facial con ácido hialurónico, vitaminas y/o plasma rico en plaquetas, que mejorarán la elasticidad, turgencia y el tono de la piel, manteniendo una correcta hidratación, estimulando la actividad celular. Por otro lado se utilizan los tratamientos despigmentantes como el peeling y el láser, las cremas reafirmantes, la radiofrecuencia y los rellenos de las arrugas.

Pin It

Etiquetas:

Sin comentarios todavía.

Deje un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.