La piel grasa: un problema muy común.

Es un motivo muy frecuente de consulta y no sólo aparece en la adolescencia y la pubertad (como piensa la mayoría) sino que puede ser un problema muy común en la población adulta. En estos pacientes, el manto hidrolipídico  está aumentado, confiriéndole a la piel un aspecto brillante y untuoso, con la piel gruesa y los poros dilatados.

Al mismo tiempo que esta seborrea (exceso de grasa), otros factores como la predisposición genética, la alteración de la descamación de la piel, con formación de queratina más densa en el folículo pilosebáceo (con formación de comedones), factores hormonales (hormonas sexuales) y factores infecciosos (una bacteria llamada Propionibacterium acnes, presente en la piel), favorecen la aparición de un acné.

Por ello, independientemente de la edad del paciente, el exceso de grasa en la piel debe tratarse,  para evitar el desarrollo de un acné, que en ocasiones produce un fuerte impacto psicológico en las personas que lo padecen.

Si presenta  una  piel grasa, consulte a su  dermatólogo. Es el médico especialista que encontrará la solución a su problema.

Pin It

Etiquetas:

Sin comentarios todavía.

Deje un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.